Chorreado

El primer paso a la hora de ejecutar un sistema de protección es conferir una buena rugosidad al sustrato metálico, indispensable para conseguir la durabilidad deseada. El método más habitual para ello es el chorreado: la proyección de abrasivo mediante aire comprimido. En Bartusol contamos con instalaciones automáticas de chorreado que preparan la superficie para su posterior tratamiento.

Pintura

El sistema de protección superficial más empleado en la industria consiste en la aplicación de una o más capas de pintura sobre la superficie una vez preparada. En Bartusol contamos con personal ampliamente experimentado en la aplicación de pinturas de muy diferentes composiciones (silicato inorgánico de zinc, epoxi, silicona, poliuretano, polisiloxano, multipolimérica, intumescente, etc.) así como con toda la maquinaria y equipamientos necesarios para su aplicación y posterior control.

Metalizado

El metalizado es un sofisticado sistema de protección consistente en la proyección de partículas metálicas a gran temperatura y velocidad sobre la superficie a proteger. En Bartusol disponemos de equipos de metalizado para la protección con diversidad de materiales: Zinc, Aluminio, aleaciones Zinc-Aluminio, cobre, latón, así como con personal con muchos años de experiencia en esta tarea.

Obra exterior

En Bartusol contamos con un equipo de profesionales con gran experiencia en trabajos realizados en las instalaciones de nuestros clientes.

Soporte técnico

Ingeniería de sistemas de protección según ISO 12944

Ingeniería de sistemas de protección según NORSOK M-501

Realización de inspecciones por personal cualificado FROSIO Level III